Si hay un edificio civil que merece la pena ser visitado por su monumentalidad, su elegancia, su exquisita decoración y sobre todo su historia ese es el Palacio de la Diputación de Palencia (donde recomendamos una visita guiada completa para poder disfrutar de el en toda su plenitud). Este ocupa una manzana entre las calles Burgos, Berruguete, Joaquín Costa y la Plaza de Abastos. Algo llamativo en este edificio son sus tres torres en sus tres esquinas

Edificio proyectado por uno de nuestros mejores arquitecto Jerónimo Arroyo a principios del siglo XX, entre los años 1904 y 1914, siendo inaugurado el 19 de octubre de este último.

Palacio de estilo Neoplateresco en el que se aprecia la influencia de algunos Palacios españoles renacentistas, como el salmantino de Monterrey, San Marcos de León o el Palacio Arzobispal de Alcalá de Henares

No se habían terminado las obras, cuando el 24 de diciembre de 1966 se produjo un gran incendio en el edificio (en el que desgraciadamente murió el jefe de bomberos que en este caso era ni más ni menos que Gaspar Arroyo hijo mayor de Jerónimo Arroyo,) este afecto, sobre todo, a la planta superior, perdiéndose algunas importantes obras de arte, entre ellas cuadros de Mañanós y Oliva. Esto obligó a una restauración del edificio que adquirió su estado actual.

La fachada principal, elaborada en piedra, tiene una profusa decoración. Sobre sus tres cuerpos, separadas por pilastras, se sitúa un friso y una balconada muy decorada. En la parte inferior se abren tres puertas iguales separadas por pilares. Encima destaca un balcón corrido sostenido por cuatro ménsulas, donde se abren tres grandes vanos enmarcados por columnas jónicas, sobre cada ventanal, hay un luneto con un medallón con busto en altorrelieve. El central representa a la Reina María de Padilla, el de la izquierda el escultor Alonso Berruguete y el de la derecha al Rey Alfonso X el Sabio. Estos tres lunetos están flanqueados por seis esculturas alegóricas que de izquierda a derecha representan: la Industria, el Comercio, la Agricultura, las Bellas Artes, el Trabajo y la Ciencia. La fachada principal se remata con un grupo escultórico que es una alegoría de la provincia en la que se puede ver a una pareja de palentinos ataviados con el traje típico, una matrona sostiene el escudo de Palencia. Al primer escultor que encargaron esta alegoría fue a nuestro escultor más internacional y más querido Victorio Macho, pero su trabajo no entraba dentro de las características que se buscaban y se descartó

Si el exterior de este edificio es espectacular, el interior no es para menos. Nada más entrar nos sorprende un fantástico vestíbulo de aspecto italiano, en el que si miramos hacia arriba nos encontramos con un maravilloso lienzo con el tema de la defensa de Palencia por los Vacceos obra de Eugenio Oliva. Si paseamos por la planta inferior del Palacio y miramos hacia el interior de la misma nos deleitaremos la vista con el fabuloso patio interior, donde en verano se realizan una serie de conciertos musicales con el título “Puestas de solidaridad. Atardeceres en el patio de Palacio”, donde a lo largo de los meses de junio, julio y agosto se puede disfrutar de los mejores estilos musicales tanto para adultos como para niños. Volviendo de nuevo al punto de partida, enfrente nos encontramos con una maravillosa escalera de tipo imperial, donde si subimos podemos ver una serie de vidrieras con diferentes escudos entre los que se encuentra el escudo de Brañosera pueblo considerado como el primer ayuntamiento de España. Eso y mucho más te espera…. si quieres disfrutarlo

¡¡¡El Palacio de la Diputación te sorprenderá, no dejes que te lo cuenten ven a vivirlo!!!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.